¿Has estado en Babia?. ¿Y a qué esperas?.

No, no nos hemos vuelto locos, ni queremos que os suceda nada parecido. De lo que hoy queremos hablaros es de Babia, una comarca al noroeste de León, integrada en la Cordillera Cantábrica, y bella como pocas. Para que os llame más la atención, por si aún no lo ha hecho, reseñar que es Reserva de la Biosfera por la UNESCO desde el año 2004. Algo tiene que tener, ¿no creéis?. Pues aquí os lo descubrimos.

La comarca de Babia incluye dos municipios que originalmente se llamaron Babia de Suso (o de Arriba) y Babia de Yuso (o de Abajo). Actualmente el nombre de estos municipios ha cambiado, denominándose Cabrillanes y San Emiliano respectivamente. Como véis, eso si que es cambiar el nombre de un municipio por completo. De igual modo, lo que se conoce como Valle de San Emiliano, realmente se debería denominar Montaña de Babia y Luna. Para llegar a la comarca de Babia, lo más sencillo es hacerlo por la autopista A-63, en el puente sobre el embalse de Barrios de Luna.

Montañas custodiadas por osos pardos, perdices pardillas y liebres del piornal, rios de cristalinas aguas, extensos pastizales, y numerosas aves, compones un paraje dominado por la tranquilidad y los colores cambiantes acorde a las estaciones del año. La más importante de estas montañas es Peña Ubiña, que antaño diera refugio a astures y cántabros frente a la ocupación romana. Su cercanía a otras zonas igualmente Reservas de la Biosfera (como Somiedo, el Valle de Laciana o los Picos de Europa), hacen de esta zona mucho más interesante de visitar.

Al encontrarnos en un entorno natural, y mayoritariamente rural, (no en vano es una zona en la que siempre tuvo una gran importancia la trashumancia ganadera),  los alojamientos se fundamentan en casas rurales y centros de turismo rural. Pasar unos días en uno de estos alojamientos puede ser una fantástica idea para regalar a la familia. Para encontrar un hotel, hay que acudir al municipio de Villablino.

Por último, y para que no os quedéis con la incógnita de la expresión, sí, “estar en Babia” procede de aquí, ya que antiguamente los Reyes de León tenían aquí su residencia de descanso, a la que venían cuando no querían ser molestados. Así, si alguien preguntaba por ellos se le decía que “estaban en Babia”. ¿Que mejor lugar para descansar de este mundanal ruido?.

Apoyo informativo e imágenes: Babia.net

You may also like...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *


3 + cuatro =

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>