BRUJAS en 3 días (pt.3): Ver todo caminando y en bote.

¿Qué tal esos mejillones?. Sabrosos, ¿verdad?. ¿Y qué me decís del helado?. Tenéis que perdonarme, soy un despistado. Olvidé deciros que lo regarais todo con una cerveza (iba a añadir el adjetivo “buena”, pero todas las cervezas belgas están riquísimas). Pues ahora toca ponerse en marcha de nuevo. Queda mucho por ver en esta apasionante ciudad. ¿Os apetece seguir en un coche de caballos?.

De ser así, estáis en el lugar indicado para hacerlo. La plaza del Markt es uno de los puntos de partida para hacer una ruta por la ciudad en coche de caballos. Este servicio dura unos 30 minutos, y su precio ronda los 35 €. Una vez hayáis regresado, o bien si no optáis por la opción del coche de caballos, seguid caminando por St. Jakobsstraat hasta la Iglesia de Santiago, y desde aquí por Boterhuis hacia el Teatro Municipal. Espectacular edificio.

Muy cerca del Teatro, siguiendo por Academienstraat, llegaréis a lo que se conoce como El Antiguo Barrio de los Gremios, y dos calles que bordean el canal: Spiegelrei y Spinolarei. Seguid el canal hacia la derecha, y encontraréis la Iglesia de Santa Walburga, y desde aquí, cruzando a la otra orilla, la Iglesia de Santa Ana y la de Jerusalén. Volviendo sobre vuestros pasos en dirección de nuevo al canal, girad a la derecha en Hoogstraat, hasta llegar a la Plaza del Burgo (o Burg, a secas). Sí, ya se que estuvisteis ayer ahí, pero, ¿a que no visteis la Basílica de la Santa Sangre?. Pues ahí está, cerca del Ayuntamiento. El nombre que recibe la Basílica viene dado porque se dice que en su interior alberga un recipiente con la mismísima sangre de Cristo.

Llegados a este punto, recomendamos que os detengáis a tomar una cervecita belga en cualquiera de sus bares (si es que no lo habéis hecho ya), para retomar el camino en dirección a Astrid Park, un bello parque que tiene a modo de torre de vigilancia la Iglesia de Santa Magdalena. Y por seguir viendo parques, podéis dirigiros, bien siguiendo el canal más adelante, o bien por el interior del casco histórico hacia el parque de Minnewater. En este parque, quizá el más romántico de Brujas, confluyen dos canales, que en su intersección forman un pequeño lago. Sobre ese lago hay un puente, con unas vistas del parque realmente preciosas, y a la Torre Polvorín, que haciendo gala a su nombre, fue antaño un almacén de armas. Hasta los polvorines son bonitos en Brujas. El puente de Minnewater es uno de los sitios más románticos de la ciudad de Bélgica.

Para terminar el recorrido, caminad hacia Begijnhof, y allí hacedlo en silencio, pues es un beaterio. Continuad siguiendo el canal hacia el Centro de Congresos y la Iglesia de Nuestra Señora, que ya admirasteis ayer, y seguid recto, para contemplar la Catedral de San Salvador, muy cerquita del Punto de Información turística, donde comenzasteis ayer la ruta.

Y todo esto caminando. Agotador, ¿verdad?. Una opción muy recomendable es hacer una ruta en barca por los canales de la ciudad. Dan explicaciones en castellano, y en una media hora, y por unos 7 euros, nos van a explicar cosas tan curiosas como la ventana más pequeña de Bélgica, el puente más bajo y el más antiguo de Brujas, o el hospital más antiguo de Europa.
Y no hemos hablado de los museos, típicos culturales como el Museo Guido Gezelle, el Groeninge o el Gruuthuse, y otros tan llamativos como el Museo del Chocolate o el de la Cerveza (que es el Brugse Zot, marca de la cerveza que se hace en Brujas), o el del encaje.

No olvidéis llevar baterías para la cámara, tarjetas de memoria suficientes, o carretes de sobra. Váis a hartaros de hacer fotos o filmar lugares de ensueño y edificaciones espectaculares. Y por supuesto, no os vayáis sin probar la cerveza, los mejillones, los gofres y el chocolate.

Yo ya estoy deseando volver.

 

You may also like...

2 Responses

  1. Paloma dice:

    Enhorabuena, tus viajes están dando buen resultado, en Google (Brujas en 3 días) está en el nº 2 y Londres en 3 días en el 13.

  2. puncoco dice:

    Hola ,estuvimos el 23 de Septiembre, y no llovió ningún día, todas las indicaciones son bastantes exactas, y la cerveza Brugse Zot, la mejor, tiene cuerpo, sabor, aroma y vale unos 3 Euros + o-. Para alquilar una bici, el sitio que nos costó 6 Euros todo el día, fue en la primera calle a la derecha, después de nuestra casa, en el B&B Next Door. Lo único es que hay que entregar la bici antes de las 18h. No hay problema, la dejas apoyada en la pared y dejas las llaves, en el buzón.
    Para tomar unos “mejillones con patatas fritas”, el sitio que más nos gustó fue el Cafe des Arts, que comparte cocina con el de al lado, pero las vistas y el servicio, es buenísimo. El camarero se llama Robert, y habla español entre otros idiomas, los mejillones te ponen una olla san ignacio por persona, vale 20 Euros, pero ya sales cenado, y la cerveza una para los 2, de Brugse Zot vale 14 Euros.Se paga gustosamente, sólo con el paisaje, las campanadas sonando, y los carruajes pasando justo al lado, eso no tiene precio. No vimos ningún policia, allí nadie roba, hay un civismo total, los niños salen del cole en bici, y tienen preferencia siempre. No hay colillas en el suelo, ni ruidos extraños. Solo una ciudad medieval, que vive como antaño.
    Aconsejamos Brugge, como escapada romántica, es única e irrepetible.
    Si alguien quiere comer en un italiano, el mejor sitio en Carlitos, el encargado se llama, Juan y es de familia española.
    Saludos a todos los que piensen en ir a Brugge.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *


ocho + = 17

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>